3 poemas de Ángela García

401602_10150969184147845_1899040883_n

Ángela García

Medellín (Colombia) 1957. Poeta y traductora. Co-fundadora del Festival Internacional de Poesía en Medellín. Directora del documental “Tres preguntas y un poema” sobre poesía sueca. Dirige actualmente “El día mundial de la poesía” en Malmö. Es miembro del Centro de Escritores del sur de Suecia.

Algunos de sus libros publicados son:

Entre leño y llama, poesía, Ed. Prometeo, Serie Hipnos, 1993.

Rostro de Agua, poesia, Ed. Prometeo, serie Hipnos, 1997.

Farallón Constelado/ Sternige Klippe. Español-alemán, traducción de Jona y Tobías Burghardt,  Delta Ed., Stuttgart 2003.

De la fugacidad/ Om flyktigheten, sueco-español. Traducción de Lasse Söderberg, Aura Latina Ed., Malmö (Sverige) 2005.

Todo lo que amo nace continuamente, Univ. EAFIT, Medellín (Colombia) 2010.

Retablos del movimiento, Aura Latina, Malmö, 2013

Ha publicado también 7 libros traducidos del sueco y del francés al español, entre los que cabe mencionar los poemarios:

Lo Inconstante, Antologia de Lasse Söderberg, Ed La Otra, México, 2013

En stad utan murar, Magnus William-Olsson, Libros del Aire förlag, Spanien. 2012.

Las piedras de Jerusalén, (Trad. con Lasse Söderberg), Ed. Arte y Literatura, Instituto Cubano del libro, 2008.

A la orilla del Tajo

las varas de pescar hacen guardia

comandadas por el hombre de bigotes

con kepis y ropa desteñida por el sol

Cada tanto el paso de los barcos

provoca oleajes que tensan las cuerdas

Con la precisión de un orfebre

el pescador ajusta plomada y anzuelo

En las yemas de sus dedos

es un hilo de arena

el arte de pescar

Calibre de sueño

súbdito de la Gran Maestra

el agua que ondula

Puliendo este día

la silueta de un pescador

El agua ve por nosotros

             (Sintra)

Sabemos que el mar está allí

envuelto en lo blanco

desde esta altura del cerro se le ha visto

desde la antigüedad

Bordeado de eucaliptos y acacias

el sendero nos baja

Tenemos aún el sabor de la entraña del cerro

cordoncillo de cristal

descolgándose hasta la boca

El agua escasea
pero hay fuentes milenarias

Lo blanco nos algodona

puede ser que soñamos

si alguno de nosotros hablara

la voz haría un hoyo en la niebla

y despertaríamos

antes de que se esconda el camino

tras lo blanco
junto al mar.

El espejo de Damasco

Surjo de un sueño de quietud

donde vacilaba en moverme

y no encontraba mis vestidos

No tenia voz,

sin embargo sé de una ley en mí

más antigua que la noche que nos cubre.

Del tiempo en que el hombre

ajustaba sus gestos

a la danza del agua

y en estos valles siete maestros

fluyendo le enseñaron a tender

surcos y forjar tinajas.

Estoy aquí Damasco tras el poema

ese mapa sin la doble línea

que demarca las fronteras.

He venido a verme en ti

con nostalgia de tus perfumes,

de tus puertas entornadas.

Nací en otra Antioquia

cerca de otra Palmira

en la lejana Suramérica.

Estas ahí quienquiera que seas,

he venido a verte en mí.

Tu rostro guarda arena

en las comisuras y en las cejas.

Siento el sigilo del tiempo

contenido en tu mirada

pese al camuflaje de las lenguas

y las prédicas.

Apuntas tus agujas de sed

hacia lo inmenso y en el aire

entrelazas tus clamores

al fino arabesco de las golondrinas.

Desde lejos se ha oído el ajetreo

de tu sed de dios

cavando el pozo del miedo.

También tu puedes verme

frente a frente reconocemos

herencias de ruina,

y la propia voz musgo pagano

surgiendo silencioso

de la dureza perenne de la piedra.

Una certeza, una estela

dejada por la caravana

en el desierto de lo no escrito

como oasis borboteando

de la arena innumerable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s